FastBuds seedbank #1 with 10426 diaries and a rating of Growdiaries 8.8/10 on GrowDiaries
Growdiaries 8.8/10 with 10426 diaries on GrowDiaries

Qué Es el Nivel De pH Y Por Qué es Importante Para el Cultivo de Cannabis

¿Cómo un medio más ácido o alcalino puede ayudar a que tu autofloreciente crezca más saludable?
03 October 2022
6 min read
Qué Es el Nivel De pH Y Por Qué es Importante Para el Cultivo de Cannabis

Contenido:
  • 1. ¿qué es el ph?
  • 2. ¿cómo nos afectan los niveles de ph?
  • 3. ¿cómo afecta el ph al cannabis?
  • 4. Control del ph para el cultivo de cannabis
  • 5. En conclusión

Al igual que proporcionar un buen entorno de cultivo, controlar el pH es esencial para la ingesta de nutrientes de tu planta. Al mantener el nivel de pH correcto y ajustarlo en cada etapa garantiza una planta sana y en consecuencia, flores de mejor calidad.

1. ¿Qué es el pH?

El pH es una manera de medir lo ácido o alcalino que es algo. Tiene una escala que varía entre 1-14, comenzando desde el 1 "ácido de batería" y terminando en 14 "limpiador de drenaje". El agua natural tiene un pH neutro de 7. Basados en esta información podemos saber si una fuente de agua es buena o no para el consumo humano (y vegetal).

 

Escala de pH, cómo medir metales y minerales en el agua
 

Un nivel de pH inferior a 7 significa que el agua es ácida o "blanda", eso significa que tiene una alta cantidad de metales y puede ser tóxica (como hierro, manganeso, cobre, plomo). Por otro lado, un pH superior a 7 significa que el agua es alcalina o "dura" y tiene una alta cantidad de minerales (como calcio y magnesio). Trata de medir los niveles de pH siempre que te mudes a una nueva casa o ciudad, de esta manera te aseguras de que el agua es buena no solo para el consumo, sino también para regar tus plantas.

2. ¿Cómo nos afectan los niveles de pH?   

Consumir agua excesivamente ácida o alcalina es perjudicial para los seres humanos. A pesar de que el agua natural tiene un pH de 7, el rango aceptado está entre 6.5-8.5. Dentro del rango aceptable, un pH ligeramente alto o bajo puede ser desagradable por varias razones. El agua con un alto nivel de pH (alcalina o "dura") tiene una sensación resbaladiza, sabe salada y puede contribuir a una acumulación mineral y puede llevar al aparecimiento de cálculos renales. Un nivel de pH bajo (ácido o "blando") puede tener un sabor amargo o metálico, no presenta peligro a los seres humanos a menos que tenga una gran concentración de plomo. Una gran concentración de metales tóxicos puede causar intoxicación, por ejemplo.

El agua se considera aceptable para el consumo humano si tiene un pH entre 6.5-8.5, eso es porque en el camino a su casa entra en contacto con la tubería subterránea y puede recoger metales y minerales.

3. ¿Cómo afecta el pH al cannabis?

El nivel de pH es muy importante para la nutrición de las plantas porque afecta la ingesta de nutrientes. Al igual que los humanos, el cannabis tiene una gama considerada aceptable. El problema con las plantas de cannabis es que solo son capaces de tomar nutrientes dentro de un pequeño rango de pH, entre 6-7 en el suelo y 5.5-6.5 en hidroponía. Estos valores deben ser correctos para que nuestra autofloreciente absorba los nutrientes correctamente. 

 

Gráfico de pH para una absorción óptima de nutrientes en el cannabis.
 

Si los niveles de pH son más altos o más bajos, tu planta no podrá ingerir nutrientes (aunque estén presentes en el medio) y comenzará a mostrar signos de deficiencias de nutrientes. Como ya saben, todas las plantas requieren nutrientes para crecer saludables. Requieren macronutrientes, micronutrientes y minerales. Si las plantas no tienen acceso a estos nutrientes, tendrán deficiencias y otros problemas de salud. Si tienes un cultivo orgánico el pH no es un problema, los microorganismos ajustarán el pH y harán que los nutrientes estén más disponibles para las raíces. Sin embargo, los cultivadores que utilizan nutrientes líquidos inorgánicos tendrán que ajustar el pH cada vez que alimenten sus plantas.

4. CONTROL DEL PH PARA EL CULTIVO DE CANNABIS

Bien, ya hemos explicado brevemente qué es el pH y por qué es un factor importante para controlar todos los tipos de cultivo de cannabis. Pero, ¿cómo hacemos para medir y controlar los niveles de pH? Bueno, antes de meternos de lleno en ese tema, vamos a hablar de los dos tipos diferentes de mediciones que hay que hacer. Es importante no solo medir la solución nutritiva (o agua de alimentación) antes de regar las plantas, sino también la escorrentía. Con estas dos lecturas, puedes recorrer un largo camino para saber exactamente lo que está ocurriendo en la zona de las raíces, y si puede haber algún problema de nutrientes. Hay dos formas principales de medir el pH: con una solución química de gotas o con un medidor digital de pH. Sugerimos invertir SIEMPRE en un medidor digital. Son relativamente baratos, fáciles de conseguir y dan resultados muy precisos casi al instante. Las gotas están bien para comprobar el agua de la piscina, pero para obtener los mejores resultados de tu cultivo tienes que ser muy estricto con los niveles de pH.

Un medidor digital te facilitará mucho el trabajo. Una vez calibrado el medidor de pH (solo hay que hacerlo cuando se compra el medidor, y tal vez una vez cada seis meses más o menos), es tan sencillo como sumergir el extremo de la sonda en el agua que se está comprobando y esperar un par de segundos para que el medidor obtenga una lectura precisa.  Bien, ya tienes tu medidor de pH en la mano y estás preparado para hacer las pruebas. ¿Qué hay que hacer ahora? Lo primero que hay que hacer es mezclar la solución nutritiva. Si quieres, puedes hacer una lectura del pH antes, pero los nutrientes que añadas tendrán un efecto sobre el pH, así que no sirve de mucho hacerlo.  Una vez que tengas la solución preparada y convenientemente dosificada con los nutrientes necesarios, es el momento de sumergir el medidor y hacer una lectura. Puede que tengas suerte y que la mezcla se sitúe en el rango perfecto. ¿Pero qué pasa si la solución es demasiado alcalina o demasiado ácida?

La solución para esto no podría ser más fácil. Todas las tiendas de productos hidropónicos tienen varias marcas o soluciones de aumento y disminución del pH que pueden añadirse para ayudarte a equilibrar los niveles a la perfección. Se trata de sustancias potentes, así que un poco da para mucho. Unas pocas gotas de cualquiera de ellas pueden tener un efecto bastante drástico, pero por suerte han sido diseñadas para que no tengan ningún impacto en el crecimiento de tu cultivo. Puede ser necesario un poco de ensayo y error para determinar exactamente la cantidad que debes añadir, pero tras un breve periodo, te acostumbrarás al proceso. Una vez que tengas el agua de alimentación en los niveles deseados, es el momento de alimentar. La siguiente lectura que debes hacer es la de la escorrentía. Esta lectura te dará una clara indicación de los procesos que tienen lugar dentro de la zona radicular.  Lo que quieres ver es una lectura similar a la del agua de alimentación. Si hay una gran oscilación hacia arriba o hacia abajo, es una clara señal de que tu medio de cultivo tiene un pH incorrecto. Esto puede remediarse lavando el sistema y empezando de nuevo.

En general, recomendamos utilizar la fibra de coco como medio de cultivo. Ofrece las ventajas de los métodos de producción de tierra y de hidrocultivo, es fácil e indulgente, se ajusta al presupuesto, es respetuoso con el medio ambiente y es muy fácil de limpiar en caso de problemas con los nutrientes o el pH. Si no te gustan los fertilizantes o aditivos sintéticos, hay algunas opciones orgánicas para aumentar o reducir los niveles de pH de tu medio y alimento. Los excrementos de lombriz, las virutas de madera, las agujas de pino y los tés de compost son eficaces para bajar el pH, pero tardan en hacer efecto. Si quieres elevar los niveles de pH, puedes añadir polvo de piedra caliza o ceniza de madera. 

5. En Conclusión

Si quieres cultivar plantas perfectamente saludables debes invertir en un medidor de pH. De esta manera puedes ajustar el pH de la solución que está alimentando a tus plantas. Recomendamos medir el nivel de pH de la solución entrando y luego medir la escorrentía. De esta manera también podrás comprobar el pH del medio en que tu planta está creciendo.

A veces el nivel de pH de la solución no es el mismo que el del medio y esto definitivamente puede causar problemas de salud para tus autoflorecientes en el futuro.

 

 

03 October 2022